El ácido hialurónico es la sustancia de relleno más recomendada por todos los médicos con experiencia en Medicina Estética, ya que se trata de una sustancia totalmente inocua y biocompatible con todos los tejidos.

Las indicaciones clínicas del ácido hialurónico son las siguientes: relleno de arrugas, relleno y modelación de labios, relleno de ojeras, bioplastia, hidratación facial profunda y revitalización cutánea.

En el proceso de envejecimiento, disminuye la cantidad de ácido hialurónico existente, al tiempo que se modifica y se produce una disminución de su peso molecular. Esto induce un deterioro de los tejidos y de los procesos de reparación y cicatrización tisular. No retiene el agua tan eficientemente como en la juventud, se reduce el volumen de la piel y aparecen las arrugas.

Desde un punto de vista más clínico, la reposición de ácido hialurónico purificado y en altas concentraciones se convierte en un excelente tratamiento para recuperar el brillo de nuestra piel, eliminando las arrugas y dando una textura más elástica.

Consulta nuestras guías de Información para pacientesConsultar Guías